Archivo de la categoría: Uncategorized

Bitácora día 66…

Considerando los eventos que circundaron a través de los tiempos y espacios, y sobre todo como cometí errores pero, como buena humana que soy, o creo debo ser, aprendí de ellos, considero que he crecido, tal vez como un árbol, uno torcido con ramas caídas y otras cortadas por las amargas circunstancias y los tristes desenlaces de algunos, pero de alguna manera de una forma frondosa y apreciable.

Sigo creciendo, sigo abarcando más con las amplias ramas que repentinamente florecieron peor aún falta más…

Gimnasio de Novela  17/03/10

Han pasado casi 15 días desde aquel día de novela en el gimnasio, pero debo decir que, para MI buena suerte, no es el único.

Para empezar me enteré de una señora que acosaba al instructor de defensa, y que le había aventado el “calzón” cañón, pero el instructor bobo también se enteró y regaño al instructor de defensa diciéndole –Este es un gimnasio decente- (Me temó que se mordió la lengua, que se le cayó y anda por ahí envenenando a la gente) , -Si quieres Cogerte a la señora te presto el baño- (Hay que no ma… nche, como el baño esta muy chico, mejor que le preste su recamara).

El chiste es que el instructor de defensa no se dejó y creo que le dijo algo pero de eso aun no me entero (Chisme, chisme, chisme), en fin.

El día de ayer fue algo extraño, sobre todo por mi nueva compañera de clase de defensa, (Que en realidad es la que esta mega “emocionada” con el pobrecito Instructor de defensa), ella llegó esperanzada en tomar la clase a “solas” con el instructor de defensa, pero para su desgracia estaba yo ahí, así que decidió huir y regresar más tarde, pero no contaba con mi perspicacia, (Y con el instructor de defensa que me suplico que no lo dejara solo con ella) así que deje la hora de clase de defensa, para tomar la del instructor bobo (Galán de novela, estrella de cine, marinero, el anoréxico, submarino… ese ultimo no se porque y no espero saberlo), pero lo que ocurrió con el instructor bobo fue mas extraño, le estaba coqueteando a una clienta y agarrándole la pierna con disimulación, cuando de repente la puerta se abrió y entro frente a todos (me refiero a todo los instructores incluyendo a la nueva instructora de tóner) la ya añorada ex-instructora de tóner, (uuuuuuu…., sssssssss…..) lo vio platicando, pero creo que ella ni le puso interés y camino para ver el nuevo horario de la clase de Tóner, pero el instructor bobo si se puso rojo y luego le brillaron los ojitos y corrió hacia ella para saludarla.

Bueno el chiste es que ella, miró de reojo al instructor de defensa (que por cierto ya estaba en clase con la señora y conmigo), pero ni lo saludo, se hizo güey o wey, (ssssssss…), pero el instructor de defensa corrió hacia mí y me dijo:

–Creo que no me habla-

– Pues tú háblale. –

–Hay no, si no me quiere hablar yo por que…-

Entonces paso junto a mi y con una sonrisa malévola (MUAJAJAJAJA) le dije –Oyesssss, pasamé el tono de gato de tu celular, porfis- Bueno el chiste es que no me lo paso, pero al menos le hice la platica, luego paso el instructor bobo y se metió a su casita por que su esposa había llegado y lo estaba vigilando muy de cerca. (Ándele por creerse el don Juan)

El chiste es que la ex-instructora de tóner se fue a hacer su rutina de pesas y esas cosas, el instructor de defensa nos dejó a la señora y a mí haciendo nuestros ejercicios, pero al señora se puso roja de celos cuando vio al instructor “platicando” (No digo coqueteando, por que no vaya ser el instructor de defensa lea esto y me mate con un mata iguanas voladora), entonces la señora empezó a platicar conmigo, -¿Y así se llevan siempre?-, como queriendo arrancarle la cabeza con la mirada  a la ex-instructora de tóner, y yo como persona decente que soy le dije –Si siempre se llevan así, (uuuuuu…) -, la señora se iba a levantar para preguntarle al acosado instructor de defensa que más íbamos a hacer, más que nada para interrumpirlo verdad, pero le dije con toda mi decencia –Apoco estas celosa-, a fue muy gracioso por que la señora se puso roja y no pudo responderme nada, entonces le dije, -Es broma…, yo creo que ahorita regresa, esta esperando a que terminemos nuestros ejercicios-.

Bueno el chiste es que el instructor de defensa y la ex-instructora de tóner, estaban platicando hasta que los “amorosos” (digo amorosos por que aun no se como explicar ese ritual de “ME GUSTAS”), comenzaron a juguetear, como decirlo, el instructor de defensa le quito su preciada gorra a la ex-instructora de tóner y fue corriendo a esconderla, y ella, como corresponde, corrió detrás de él, siguiéndole el juego, para exigirle la gorra, el chiste es que terminé escondiendo la gorra un rato, hasta que la ex-instructora de tóner continuará persiguiendo al instructor de defensa y se fuera de donde estaba yo.

Bueno la verdad no se como el instructor de defensa logro subir la gorra al gancho donde va colgado el saco de arena (y aserrín y piedras y tabiques, nada mas no tiene fierros por que no encontraron), entonces la pobre ex-instructora de tóner iba a nuestra área de trabajo buscando su gorra, mientras el instructor de defensa se reía.

Pero ella como que disque se “enojo” se fue hacia la pesas para seguir sus ejercicio, entonces la vi de reojo y le hice una seña con la mirada de que la gorra estaba ahí, Se acercó y se asomo, pero no se daba cuenta, estaba caminando detrás de mi, hasta que el instructor de defensa llegó y siguió riéndose, entonces le hice una seña a la ex-instructora de tóner y vio en el gancho su gorra, entonces ella dijo –Hay no puede ser, ¿como la voy a bajar?, se volteo y miró al instructor de defensa ¿Cómo la subiste?-

Hay como de plano no daba una la ex-instructora de tóner le hice otra seña y vio unos palitos y la bajo con algo de trabajo.

Bueno el chiste es que mi hora de defensa terminó, pero la de la señora no, (uuuuuuu…), así que el acosado instructor de defensa se quedó solito con ella, y ella quería aprender a zafarse de un abrazo de oso, pero se le embarraba con descaro al instructor de defensa.

Me fui a hacer mis ejercicios, entonces la ex-instructora de tóner se me acercó y empezó a “platicar” conmigo, pero la interrumpí y le hice una seña para que se agachara –A poco dejaste al de defensa solo con al señora-, se me quedo viendo raro un ratito hasta que le platique el horrible destino del instructor de defensa, -Si a esa señora le gusta el y lo acosa peor, no le digas que yo te dije-, entonces como buena puritana que es, la ex-instructora de tóner fue a verlo y platicar con el,(uuuuuuu…) para protegerlo ^o^.

Todo estuvo tranquilo durante un rato, ellos dos estaban a gusto, hasta que el instructor bobo salió de su casa, ahí se me hizo raro, por que la ex–instructora de tóner ya no estaba con el de defensa, se fue enseguida con el instructor bobo y cuando se fue ni siquiera se despidió del instructor de defensa. (Ella le dio una mirada de lejanía al instructor de defensa pero el ni en cuenta), y se despidió raro del instructor bobo; yo creo, que el instructor bobo le dijo algo para que ella no se acerque al instructor de defensa, algo así como –Si te veo con alguien mas, voy a publicar las fotos de que andabas conmigo- por que ella es buena onda sola, pero cuando esta el instructor bobo es rara.

Pero ahí no terminó todo, la instructora floja había salido y nadie se había dado cuenta mas que el instructor bobo, pero regresó con la nueva señora de la limpieza, (Una señora como de 50 años), según los últimos datos, el instructor bobo le echaba el ojo a la antigua señorita de la limpieza (Una chavita como de 20 años), su esposa, que no creí que fuera tan lista, se dio cuenta y la corrió, (pobrecita ella no tenia la culpa de nada, es ese pin…to mono), y contrato a la señora, así que el instructor bobo puso una cara de decepción impresionante, mientras intentaba buscar carne fresca.

Continuaré recolectando información, haber si alguien compra mi novela basada en hechos reales XD.